April 2nd, 2011

Investigaciones realizadas a principios de los años 90 del siglo pasado revelan que la exposición a la radiación de baja intensidad podría provocar destrucción celular y que, en los humanos, afectaría directamente al sistema nervioso central, produciendo transtornos de índole psiquiátrica.

Fuente: Revista Science , volumen 257, 24 de julio de 1992.

Nota aclaratoria, 1 de junio de 2010. Por radiactividad se entiende aquella radiación que tiene efectos ionizantes, que puede ser o no electromagnética. Sin embargo, las radiaciones de los móviles, que sí son electromagnéticas, no son ionizantes, dada su baja energía, por lo que no entran en la categoría de la radiactividad ni tienen nada que ver con esta noticia.

 

El radio de 30 km de “zona prohibida” en torno a la planta atómica de Chernóbil sirve como un soberbio recordatorio del peor accidente nuclear del mundo. Pero la bióloga de la antigua Unión Soviética, Nadejda Gulaya del Instituto de Bioquímica de Kiev, estuvo realizando estudios que ofrecen pruebas sorprendentes de las repercusiones del accidente de Chernobil. Detectó que la exposición prolongada a la radiactividad que se desprendió del accidente de 1986, había causado “daños a las membranas celulares en animales y humanos”.

Gulaya estuvo, en 1991, comparando los tejidos de animales, como visones, cerdos y roedores que habitaban el área de Chernóbil con aquellos de otras partes de Ucrania. Su conclusión fue que “la exposición a la radiación había provocado, en muchos casos, alteraciones de los fosfolípidos de las membranas”. Estos cambios, dijo, eran similares a aquellos que alteran el metabolismo celular que siguen a la exposición a la oxidación por radicales libres.

Gulaya también obtuvo datos de estudios en humanos. Así,  mantuvo haber encontrado alteraciones similares en las neuronas de personas que habían muerto desde que estuvieran expuestas a la radiación de Chernóbil; lo que la lleva a especular con que los frecuentes desórdenes psiquiátricos encontrados entre los antiguos vecinos de la central podrían no haber sido causados con la tensión mental o la “radiofobia”, sino que podrían ser realmente debidos a daños en el sistema nervioso central.

Jacques Coppey, del Instituto Curie de París también manifestó que las dosis de radiación de baja intensidad podría provocar peroxidación de los fosfolípidos y, por lo tanto, daños celulares.

Los efectos parecen mantenerse en la actualidad

Como nota adicional, diremos que el último número de la revista Quo (abril, 2011) publica que, en las aves que habitan las inmediaciones de la destruída central de Chernóbil, se ha detectado que el tamaño de su cerebro se ha reducido en torno al 5%, lo que les podría estar dificultando la supervivencia, especialmente a las crías, que mueren en el primer año. Y ello, a pesar de que ya han transcurrido 25 años desde que sucediera el accidente y las dosis de radiación son más bajas. Todo ello, según un estudio de Thimoty Mousseau, de la Universidad de Carolina del Sur, EEUU.

21 operarios de Fukushima ya sufren alteraciones genéticas

(Actualizado el 3 de abril de 2011, fuente, El País, edición impresa)

El Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA) informó ayer de que “21 trabajadores de la central de Fukusima han recibido una dosis de radiación superior a 100 milisieverts “, por lo que, según los expertos, están ya sufriendo alteraciones genéticas que podrían desencadenar el desarrollo de enfermedades cancerígenas.  Estas personas tendrán que ser estudiadas durante décadas para mejorar el conocimiento de cómo las dosis bajas de radiación provocan alteraciones en el cuerpo humano, según manifiesta en profesor Francesc Barquiero, biólogo y experto internacional en radiobiología que colabora con el OIEA y profesor de la Universidad Autónoma de Barcelona.

Según informa El País, “tras recibir una dosis de 100 milisieverts,  el organismo multiplica [el ritmo de alteraciones genéticas] por cinco”, produciendo entre cinco y diez alteraciones cada 2.000 células, que sufrirán los desajustes que propician la aparición del cáncer. “No pueden descartarse otros efectos todavía desconocidos de la exposición a bajas dosis de radiactividad”.

Enlaces para saber más

Los efectos de la radiación sobre la salud de las personas
(Blog: Salud publica y algo más, 16 de marzo de 2011).

Radioactividad
(Blog: La pizarra de Yuri, 27 de marzo de 2011).

lnformación sobre radiactividad en Japón
(Green Action Japan, 24 de marzo de 2011).

Fukushima: Mediciones de la radiación en el suelo soprendentemente altas.
(En Elsegundoluz, 25 de marzo de 2011).

El plutonio es cancerígeno
(Carta de FERNANDO RODRIGO CENCILLO (Director del Instituto Sindical de Trabajo, Ambiente y Salud (ISTAS) de CC OO) en El País, edición impresa, el 4 de abril de 2011).

La batalla de Chernóbil
(Documental emitido por RTVE. Se confirmarían estos y otros efectos de la radiación sobre la salud de las personas. Entrevistas inéditas a los “limpiadores” y mineros que trabajaron en los intentos de limpieza de la zona afectada)

Informes sobre la catástrofe de Chernóbil
(Comité de las Naciones Unidas sobre los efectos de la Radiación Atómica, UNSCEAR)

Publicado en Radiofísica | Comments Off on La radiactividad de baja intensidad podría dañar el sistema nervioso central
March 26th, 2011

Las preocupaciones acerca de la radiación en Japón se han extendido al suelo que rodea los reactores nucleares paralizados de Fukushima Daiichi. Un nivel del que se informó esta semana era lo bastante alto como para sugerir que la gente de esa área debería ser evacuada, dice un experto, aunque advierte de que es difícil arrojar conlusiones acerca de estas mediciones localizadas sin disponer de más datos.

Noticia original en Science Magazine (25 de marzo de 2011)

 

Hoy, los medios de comunicación oficiales japoneses le dijeron a la población que vive a menos de 30 km de la planta, que deberían considerar abandonar la zona, expandiendo el radio previo de evacuación de 20 km. Pero, de acuerdo con lo que se anuncia en las noticias, la recomendación es consecuencia de las dificultades para aprovisionar la zona con agua y comida, no por los niveles de radiación. Mientras, el miércoles, el ministro japonés de ciencia informó de mediciones no previstas de cesio-137 en el suelo cercano a la central.

Los niveles son más altos en dos puntos al noreste de la central, abarcando desde los 8690 becquerels/kg hasta 163000 Bq/kg medidos el 20 de marzo en un punto a 40 km al noroeste de la planta de Fukushima. Las mediciones en el suelo son más significativas de cara a cualquier evacuación que la radiactividad del aire, dice el ingeniero nuclear Shih-Yew del Argonne National Laboratory en Illinois, porque el polvo de cesio permanece bajo los pies, mientras que el que hay en el aire es transitorio. Los niveles de cesio-137 son también más importantes que las lecturas de yodo-131, que tiene una vida más corta y más preocupante en la leche y las verduras. “Es el cesio el que podría provocar una evacuación”, dice Chen.

Basándose en una estimación aproximada, una persona que permanezca sobre un suelo con 163000 Bq/kg recibiría un total de 150 milisieverts de radiación por año, dice Chen. Este nivel se encuentra muy por encima del estándar de 50 milisieverts por año de la Environmental Protection Agency de los Estados Unidos para cualquier evacuación, que son 0,41 milisieverts por año, o el equivalente a cuatro radiografías de tórax. Pero Chen añade, “los datos de un solo punto no son muy significativos”.

Lo importante es que los niveles son similares a los encontrados en algunas áreas afectadas por el accidente de 1986 en el reactor nuclear de Chernobil, de la antigua Unión Soviética. Si asumimos que la radiación no tiene más de 2 cm de profundidad, Chen calcula que 163000 Bq/kg es el equivalente a 8 millones de Bq/m2. Los niveles de cesio-137 en algunos pueblos cercanos a Chernobil llegaron a 5 millones de Bq/m2.

Actualización 22 de abril de 2011

El País, 19 de abril de 2011. Se confirmaría que los habitantes de los barrios más al norte de Tokyo podrían acabar recibiendo radiación lo bastante alta como para que se supere el límite recomendado por la EPA, de 1 mSv por año, además de que la zona evacuada es de un tamaño claramente insuficiente. (Enlace en la lista de recomendados).

Actualización 26 de octubre de 2011

Nature informa de que un estudio demuestra que “el desastre en la planta nuclear de Fukushima Daiichi en marzo liberó mucha más radiación que la proclamada por el gobierno japonés”. (Enlace en la lista de recomendados).

Otros enlaces recomendados:

Enlace incorporado el 26 de octubre de 2011.

Fallout forensics hike radiation toll
(Nature News. 25 de octubre de 2011. Refutadas las estimaciones del gobierno japonés, acerca de la radiación emitida).

Estos enlaces han sido actualizados por última vez el 22 de abril de 2011.

Los efectos de la radiación sobre la salud de las personas
(Blog: Salud publica y algo más, 16 de marzo de 2011).

Estudio de similares resultados
(Green Action Japan, 24 de marzo de 2011).

Radioactividad
(Blog: La pizarra de Yuri, 27 de marzo de 2011).

Japón deberá reconocer errores
(Entrevista a Eduardo Gallego publicada por El País, profesor de Ingeniería Nucleary vicepresidente de la Sociedad Española de Protección Radiológica, 27 de marzo de 2011).

Mapas de radiación de Japón
(Enlace comentado por la revista Science a mapas de radiación creados por particulares, 29 de marzo de 2011).

Chernobyl’s Legacy
(Nature, 28 de marzo de 2011)

El legado de Chernobil, lecciones para Fukushima
(En Madrid+d, de Nature, 29 de marzo de 2011).

Informes diarios sobre la situación en Fukushima
(Foro Nuclear, España)

Entrevista al físico teórico Michio Kaku, sobre  la situación de la catástrofe de Fukushima .
(Democracy Now, 13 de abril de 2011, a través de You Tube)

Evolución y estimaciones de radiación en el entorno de la central de Fukushima
(El País, 19 de abril de 2011).

Publicado en Radiofísica | Comments Off on Fukushima: Mediciones de radiación en el suelo sorprendentemente altas
  •  

     

  •  

     

  •  

     

     

     

  • Etiquetas

  •  

     

  • Archivo de publicaciones

  •  

     

  •  

     

  • Mapa del sitio

  • ?>